Policial

Tribunales dictan 10 años de cárcel para hombre que intentó estrangular a su ex pareja

El Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Rancagua condenó a Héctor Daniel Garay Contreras a la pena de 10 años y un día de presidio efectivo, en calidad de autor del delito frustrado de femicidio. Ilícito perpetrado en agosto de 2017, en la ciudad.

En fallo unánime, el tribunal –integrado por los magistrados Roberto Cociña Gallardo (presidente), Gloria Calvo Godoy y Paola González López (redactora)– aplicó, además, a Garay Contreras las accesorias legales de inhabilitación absoluta perpetua para derechos políticos; la inhabilitación absoluta para cargos y oficios públicos durante el tiempo de la condena y la prohibición absoluta de acercarse a la víctima, su domicilio, su lugar de trabajo, estudios o donde esta se encuentre, por el plazo de dos años.

Además, el tribunal condenó a Garay Contreras a 3 años un día de presidio por tres delitos consumados de desacato; 301 días de presidio por amenazas simples en contexto de VIF, y el pago de una multa de una UTM como autor de lesiones leves.

Una vez que el fallo quede ejecutoriado, el tribunal dispuso que se proceda a la toma de muestras biológicas del sentenciado para determinar su huella genética e inclusión en el registro nacional de ADN de condenados.

El tribunal dio por acreditado, más allá de toda duda razonable, que aproximadamente a las 4.00 horas de la madrugada del 31 de agosto de 2017, Garay Contreras concurrió hasta el domicilio de su exconviviente y madre de sus dos hijos, ubicado en la población Dintrans de Rancagua, “lugar donde ella se encontraba durmiendo junto a sus dos hijos, respecto de quien tiene prohibición absoluta de aproximarse, quien comenzó a tocarle sus partes íntimas y ante su rechazo, le señaló ‘te voy a matar’, poniendo sus dos manos en el cuello de la víctima y comenzó a asfixiarla, con claras intenciones de quitarle la vida, en eso su hijo (…) despertó y se abalanzó sobre el imputado, impidiendo que logara su cometido, a consecuencia de la agresión (…) resultó con lesiones rosadas maculares en cuello, sin aumento de volumen, sin lesiones cuero cabelludo, de carácter leve”.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a la barra de herramientas